¿Adquirir un vehículo nuevo o de segunda mano? Muchas veces se nos plantea esta duda a la hora de cambiar nuestro coche viejo o averiado por otro. Generalmente, las dos opciones pueden ser buenas dependiendo de las necesidades del comprador.

Sin embargo, hay una serie de factores y ventajas que hay que tener en cuenta a la hora de comprar un vehículo tanto de segunda mano como uno nuevo.

Es aconsejable que estudie todas sus necesidades y posibilidades antes de realizar la compra del mismo. A continuación detallamos una serie de factores a tener en cuenta para la compra de estos dos tipos de vehículos.

Vehículos de segunda mano

  • El estado y la procedencia del vehículo.
  • El valor real del vehículo que se pretende comprar.
  • Si tiene o ha tenido algún tipo de problema mecánico.
  • El uso para el que va a estar destinado.
  • Nuestras posibilidades económicas.
  • Realizar antes de la compra una revisión general del vehículo en algún taller, ajeno al vendedor (ya sea particular, concesionario, o taller)
  • Si es el tipo de coche que cubre nuestras necesidades.
  • Que el vendedor ofrezca una garantía sobre el vehículo. Normalmente, suele ser 1 año en el mercado de segunda mano, pero nunca menos.
  • Cuanto tiempo se tiene pensado utilizar este vehículo.

Vehículo nuevo

  • El coche estará al principio de su vida útil.
  • Hay menor probabilidad de sufrir averías. Aunque esta posibilidad no se descarta ya que hay veces que surgen defectos de fabricación. Por ello, deberemos de tener en cuenta también la garantía que nos ofrece la marca
  • Sabemos con mejor seguridad la procedencia del vehículo, y que nunca habrá sido utilizado con anterioridad.
  • Probablemente tenga más y mejores elementos de seguridad y equipamiento
  • Hay gran variedad de marcas y modelos, destinados a cubrir todas las necesidades del usuario.
  • Dependiendo de su situación económica puede estar interesado en las condiciones de financiación que los propios concesionarios ofrecen.

  • cuatroruedas

    Feb 21, 2013 - Responder

    Ambas vehículos tienes sus ventajas, yo personalmente y en los tiempos que corren elegiría un vehículo de segundamano, o sino uno de Kilometro 0, apenas ha sido usado y sin kilómetros, y sin se lo compramos ha un profesional, nos ofrece garantías, y siempre nos podemos ahorra un buen dinero..

    • admin

      Feb 27, 2013 - Responder

      Hola cuatroruedas,

      Gracias por tu comentario. Es una opción muy interesante la que planteas. Saludos

  • raul perez

    Dic 24, 2013 - Responder

    Esta primavera le voy a comprar a mi hijo un coche de segunda mano, que se acaba de sacar el carnet

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *